Duplicadas, disidentes. O: tu opinión no me define.

Julia nos habla de esas lineas que intentan delimitar lo que vemos de nuestro cuerpo, lo que ven lxs demás, lo que sentimos y lo que pensamos.

duplicadas, disidentes. tu opinion no me define
Ilustración de Felilustra

Nacemos desnudes. Llegamos al mundo cubiertes de fluidos, con la piel expuesta, iguales. El cuerpo es el soporte material de nuestra existencia. Resistente, funcional, alucinante. 

Plasma, células, mitocondrias. El cuerpo interior, ese que se esconde bajo la piel, es bastante impactante, desagradable, incluso gore. Tal vez por eso lo cubrimos, intentando negar las vísceras que nos rellenan.

Las personas adornamos nuestro cuerpo, lo vestimos, lo pintamos. Las modificaciones corporales, sean temporales o permanentes, son elementos universales, presentes en todas las culturas. Observar a los seres humanos engalanados y decorados es una experiencia maravillosa, tanto como la aplastante diversidad y los motivos socioculturales e individuales que explican las infinitas estéticas humanas.

El espejo

Siendo nuestra imagen una parte inseparable de nuestro ser, es curioso observar cómo se produce una tensa incoherencia entre lo que vemos -el cuerpo desnudo o vestido, frente al espejo- y lo que pensamos -las reflexiones y obsesiones que generamos mentalmente- al observarnos en el espejo o en la fotografía.

Esta discordancia entre imagen y pensamiento nos acompaña a muchas personas durante toda nuestra vida. La fluctuación no se da solo entre el plano físico y el mental, sino que también varía según el día. En el tiempo, no siempre nos miramos con los mismos ojos ni consideramos nuestro cuerpo de la misma manera.

Si no existiera el espejo, o la foto, si no fuésemos capaces de observar nuestro cuerpo ¿cómo lo juzgaríamos? Probablemente, en base a parámetros distintos, menos centrados en la imagen y más atentos a lo saludable o lo placentero. El espejo inaugura una posibilidad, la del juicio a unx mismx, que puede ser despiadada; pero el mismo artefacto reflectante nos permite también observarnos sin mediaciones externas y reinventarnos o decidir cómo deseamos vernos.

La reconciliación con nuestra propia imagen requiere del espejo para enfrentarnos a aquello que vemos, aquello que somos, aquello que en última instancia es carne, huesos y sangre, un todo organizado que nos permite estar vivxs, que nos conforma.

Las opiniones y juicios de tercerxs son difícilmente separables de nuestras propias opiniones con respecto a nosotrxs mismxs. Sean éstas positivas o negativas, ¿cómo vivenciamos nuestro cuerpo en base a las miradas y valoraciones externas?, ¿merece la pena experimentar nuestro cuerpo desde ahí?

…aún nos quedaban nuestros cuerpos.” 

Leí esta frase en “El cuento de la criada”, la novela de Margaret Atwood.

El fragmento al que pertenece me hizo reflexionar sobre una idea que me resulta interesante: mientras estamos vivxs y sin importar las miles de cosas que nos sucedan, el cuerpo nos pertenece, permitiéndonos en todo momento mantener la sensación de “estar” o de “ser”.

Así, incluso en situaciones tan distópicas como la que plantea este libro, seguimos sintiendo que nuestro cuerpo, aún ninguneado y maltratado, es nuestro.

En una sociedad donde el cuerpo es controlado o, mejor aún, el control se realiza por la vía del cuerpo: ¿de quién es el cuerpo?.

¿No es un cuerpo que respira, al margen de cualquier juicio estético, un cuerpo que ya de por sí resiste? La resiliencia y capacidad de reinvención y búsqueda de placer de los cuerpos es casi inagotable, y puede que ahí resida justamente la belleza de nuestro estuche carnal.

… de las diferentes clases de travesuras que nuestros cuerpos como criaturas ingobernables son capaces de cometer.”

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Navegar

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies