Julia Kozerski: la imagen en el espejo

O cómo perder 70 kilos y luchar por recordar quién eres.



Julia Kozerski es una fotógrafa que, a los 25 años, y tras ser diagnosticada con obesidad mórbida, cambió su estilo de vida, perdiendo en consecuencia más de setenta quilos. Pero esta no es una historia de pérdida de peso como las que solemos ver en las revistas. Kozerski documentó su transformación, mostrando la realidad de una lucha que tiene que ver no solo con los quilos de más, sino también con el autocontrol, la autoimagen, y la obsesión.

En la serie “Changing Room” podemos ver, a través de fotos hechas en probadores (que en un principio eran para uso personal, dado que no tenía intención alguna de publicarlas), su cambio físico. Así lo define ella: “Me sentía perdida, incapaz de entender a la persona que me devolvía la mirada en el espejo. Mi físico cambiaba continuamente, y en un intento de equilibrar la balanza entre cómo me sentía y cómo me veía acudía a tiendas de forma diaria, probándome montones de ropa de todas las formas y tallas. Mi locura no entendía de razones, y me pasaba horas confinada en probadores tratando de “encontrarme” a mí misma”.

 

 

En “Half” vemos las consecuencias que ha tenido el proceso, tanto en su cuerpo como en su estado emocional: “Creía que mi trabajo duro y dedicación me transformarían en la persona “perfecta” de mis sueños, pero la realidad ha resultado ser la contraria. Mi experiencia contradice lo que los medios de comunicación suelen mostrar. Aunque es fácil celebrar y apreciar los dramáticos resultados físicos de lo conseguido, debajo de las capas de ropa y tras la puerta cerrada hay una realidad muy distinta”.

 

 

Sus imágenes, de honesta brutalidad, están cargadas de fuerza, e ilustran la pérdida de peso de una forma completamente diferente a la que estamos acostumbrados a verla retratada, mostrando la compleja relación de una mujer con su cuerpo.

 

1 Comentario

  1. Me encanta la foto que ha llamado “Ruins Nº1”. Es la muestra más clara de que lo que quedan después de echar abajo todo lo que eres son ruinas. Pero después de la destrucción, toca quitar los escombros y reconstruir. Y a ella le queda mucho por delante para hacer todo eso y seguro que puede con ello.

Navegar

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies